¿Qué es la Radioterapia?
El tratamiento radioterápico es la administración de radiaciones ionizantes, producidas a partir de una fuente de cobalto (cobaltoterapia), acelerador lineal  (fotones y/o electrones) o bien mediante un isótopo (iridio), para destruir las células rumorares localizadas a nivel de la glándula mamaria o a nivel de los ganglios linfáticos próximos a ella.
El tratamiento radioterápico puede ser postoperatorio o radical:
Radioterapia postoperatoria: Se realiza después de la mastectomía, para evitar la recidiva local en la pared torácica o bien en los ganglios próximos.
Radioterapia radical: Se aplica en el tratamiento conservador, cuando no se extirpa toda la mama. Esta modalidad implica la administración de radiación más alta, con una duración mayor del tratamiento.
¿Cuánto dura un tratamiento radioterápico?
Suele durar unas 4 o 5 semanas. El tratamiento con radioterapia será diario y durante unos pocos minutos, no es necesaria la hospitalización.
¿Qué efectos produce la radioterapia?
Los tratamientos con radioterapia suelen ser bien tolerados y permiten a la mujer seguir con su actividad laboral y familiar.
Los síntomas pueden presentarse a partir de la tercera y cuarta semana de tratamiento y son los siguientes:
·         Enrojecimiento de la piel de las zonas tratadas: Generalmente el eritema cuando se produce aparece en la segunda mitad del tratamiento y los síntomas son parecidos a los producidos por el sol, enrojecimiento de la piel, picor, aumento de la sensibilidad y pueden llegar a formarse vesículas. Al terminar el tratamiento la piel tiene una tonalidad morena, que lentamente retorna a la normalidad.
·         Molestias a la deglución: Si aparece cierta dificultad para tragar alimentos, sobre todo los sólidos, es motivado por una inflamación transitoria de la mucosa del esófago que cede al final con el tratamiento y puede ser aliviada con la ingesta de comidas blandas.
·         Astenia: En algunas ocasiones las pacientes tratadas con radioterapia se encuentran algo más cansadas que de costumbre, estos síntomas ceden espontáneamente y no precisan tratamiento.
Recomendaciones generales durante la Radioterapia
·       Higiene diaria utilizando exclusivamente jabón neutro (también es recomendable el agua de manzanilla)
·       Evitar el rascado, colonias, cremas, desinfectantes y esparadrapos.
·       Usar ropa holgada, a ser posible de algodón.
·       Evitar tomar el sol durante el tratamiento y hasta incluso un año tras la radioterapia.
·       Comida adecuada durante el tratamiento así como beber mucha  agua, para favorecer la regeneración de los tejidos dañados.
www.amigamurcia.com Asociación Amiga Murcia